Como recuperar el suelo pélvico

By |

El hecho de dar a luz es algo mágico y que ciertamente cambia la vida, sin embargo, existen ciertas repercusiones que el dar a luz causa en el cuerpo, siendo que este da su mayor esfuerzo durante el tiempo de embarazo y al momento de dar a luz, estas repercusiones afectan ciertas zonas del cuerpo, pero la más agredida resulta el suelo pélvico. Muchas mujeres tras el parte se preguntan cómo recuperar el suelo pélvico, siendo que este conjunto de músculos cumplen un rol bastante importante para el organismo.

Como dicho anteriormente, el conjunto de músculos del suelo pélvico son muy importantes, siendo que estos son los que tienen la tarea de sujetar órganos muy importantes como parte del intestino, vejiga y útero.

Al momento del parto este conjunto pierde un poco de fuerza y si la cantidad de partos es mayor a uno este ya estaría un tanto débil, esto trae consecuencias como la común incontinencia urinaria, la cual afecta una gran parte de las madres.

Por otra parte existen ejercicios bastante fáciles, que dan una gran cantidad de posibilidades para recuperar el suelo pélvico, entre estas tenemos:

  • Ejercicios Kegel, estos se basan en la contracción del conjunto de músculos del suelo pélvico, esto en orden de devolverle la fuerza y así evitar problemas de incontinencia urinaria entre otros problemas que se presentan por la debilidad de estos músculos.
  • Las técnicas de Pilates también ayudan a recuperar el suelo pélvico.
  • Una buena alimentación y evitar la obesidad también ayuda a mantener en buen estado el suelo pélvico.

Dentro de dichas posibilidades la que da más resultados es la de los ejercicios Kegel, no muchas personas pueden controlar sus músculos del suelo pélvico al primer intento, por lo cual la paciencia es la clave.

Los ejercicios Kegel se pueden aplicar de la siguiente manera:

  • Comenzar con contracciones lentas: estás varían entre contraer los músculos durante 3 a 5 segundos y relajarlos por la misma cantidad de tiempo, con 15 repeticiones a diario basta.
  • Contracciones rápidas: Estas se basan en contraer y relajar los músculos seguidamente durante 2 minutos.
  • Contracciones mixtas: Esta es la última fase de los ejercicios Kegel, en esta se deberá de tener un control más grande sobre estos músculos y se deberá de contraer primero los músculos que están alrededor de la zona de la uretra, relajar los mismos y proceder a contraer los que están alrededor de la zona anal.

Hechas estas técnicas se podría dar un buen uso de los ejercicios Kegel y así podría recuperar la fuerza del suelo pélvico.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *